3 mar. 2011

El farero

En el pueblo nunca había pobres, ni viejos, ni solitarios más que el farero, que guardaba una bestia en el sótano del faro y cada noche levantaba la trampilla para alimentarla. Sólo comía carne. Sólo humana.

2 comentarios:

  1. ¡Qué bueno! El Relato y la foto.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Cormoran5/3/11 17:24

    Esta foto corresponde a una escultura que hay en el Muséo del Mar (Vigo), y ahora, cada vez que la veo... algo de miedo me dá.

    ResponderEliminar